Sergio Busquets ya no es futbolista para el FC Barcelona

OPINIÓN / El reciente rendimiento mostrado por el pivote español ha confirmado que el jugador ya no está para jugar en un equipo de élite

Sergio Busquets ya no es futbolista para el FC Barcelona "Foto: El Desmarque" Sergio Busquets ya no es futbolista para el FC Barcelona "Foto: El Desmarque"

Lo de Sergio Busquets en el Fútbol Club Barcelona es simplemente una situación insostenible. La figura del pivote en Can Barça ha sido vital durante los últimos cursos para los intereses blaugranas, sobre todo en lo relativo a la salida de balón y al juego combinativo, pero es algo que ya se ha convertido en una locura insostenible desde el punto de vista de los éxitos deportivos que el club pretende conseguir durante este y posteriores cursos.

Mucho ojo, porque con esta opinión que ahora mismo plasmo, podemos adentrarnos en equívocos que para nada reflejan la realidad. Tácticamente, la figura del pivote sigue siendo necesaria para el estilo de juego que promueve habitualmente Ronald Koeman. Lo es. Pero lo que sucede es que no puede seguir siendo Sergio Busquets.

Problemas de juego y físicos

La realidad es que Sergio Busquets nunca ha sido un buen jugador a la hora de replegar. Un futbolista que, pese a actuar en una zona de influencia defensiva, aprovecha sus largas piernas para robar el esférico y distribuir rápido, casi siempre en horizontal. Pero a la hora de retroceder ante la posibilidad de contragolpe, es un jugador nulo, que además ahora está perdiendo sus facultades con el balón en los pies.

Busi es un jugador que cada vez erra más pases, que no asume riesgos, que habitualmente juega a su lado para que sea otro el que intente romper líneas...

Podría ser Miralem Pjanic una solución para evitar que el español acumule todos los minutos y de tan poca calidad, en una posición donde se pide a gritos una serie de aptitudes que ahora mismo Sergio Busquets no está dispuesto a ofrecer.

El bosnio es un futbolista que cada vez más ha ido retrasando su posición, hasta pasar de ser un mediapunta a un jugador muy amoldable al doble pivote. Pjanic puede correr, pelear, distribuir, contemporizar, asociarse, explotar su último pase, su llegada a la frontal del área... y aportar así mucho más de lo que hasta ahora lo hace Busquets. Cambios ya, Koeman. O se avecina otro curso en blanco.

Noticias Relacionadas

Últimas noticias

Comentarios recientes