La nueva dimensión del Sevilla

Tras una revolución forzosa en verano, el equipo hispalense goza de una situación privilegiada con una dimensión futbolística diferente

La marcha de Emery y el adiós de jugadores importantes como Gameiro, Banega, Krychowiak, Konoplyanka y Coke obligaron al Sevilla FC a improvisar un proyecto deportivo en verano. El cambio de ciclo examinaba de nuevo la capacidad de reinvención de Monchi como director deportivo.

Y pese a las dudas razonables que creaban algunos nombres, incluido el de su entrenador, Sampaoli, el equipo hispalense goza de una situación privilegiada en la Liga y en la Liga de Campeones tras dos meses de competición.

Bajo la dirección del técnico argentino y con numerosos cambios en su plantilla, el Sevilla ha adquirido una nueva dimensión. Sin perder su espíritu competitivo, e incluso potenciándolo, el Sevilla no sobresale como un bloque físicamente poderoso, aguerrido y abanderado del contraataque. El conjunto de Sampaoli es descarado, ofensivo, valiente hasta las últimas consecuencias. Se guía por el talento y la creatividad más que por la contundencia.

El nuevo Sevilla es inconformista por naturaleza, un conjunto de espíritu ganador, un bloque obsesionado con el gol. Las cifras reflejan la nueva dimensión del Sevilla: 16 goles a favor en ocho partidos de Liga. El equipo hispalense no alcanzaba este ritmo goleador desde la temporada 2007-2008.

El palmarés del Sevilla de Emery es difícilmente igualable, pero la revolución forzosa, guiada por Monchi y Sampaoli, ha llevado al equipo a otra dimensión futbolística.

Noticias Relacionadas

Últimas noticias

Comentarios recientes