Un deseo de Ranieri

El fichaje dependerá de la continuidad del técnico

El entrenador italiano del Mónaco, Claudio Ranieri desea reforzar su delantera de cara al próximo curso con el delantero del Anzhi Mackhachkala, Lacina Traoré. El espigado delantero del Anzhi es uno de los objetivos de Ranieri para el asalto a la Ligue 1 la temporada que viene después de conseguir esta semana el ascenso. El futbolista marfileño podría dar el paso al fútbol europeo occidental si se confirma el interés del club del Principado. El africano destaca por sus sorprendentes 203 centímetros de altura que lo convierten en un goleador de área, Lacina domina el juego aéreo a las mil maravillas y gran parte de sus goles llegan con la cabeza. El africano destaca por su corpulencia pero pese a esto no es un jugador lento, más bien, rápido, sabe jugar con espacios y es bueno con la pelota en los pies. Durante esta temporada ha anotado 12 goles y para Eto´o ha sido de gran ayuda ya que es un jugador que fija a los centrales y sabe jugar muy bien de espaldas a la portería.

Tras maravillar en el Kuban Krasnodar de Rusia, el multimillonario Anzhi pagó 18 millones por él, cifra a la que tendrá que llegar o superar el también multimillonario Rybolovlev. El tanque africano es una de las prioridades para el actual entrenador del Mónaco pero su continuidad en el nuevo equipo de la Ligue 1 no está asegurada ya que los nombres de Rafa Benítez y Pellegrini han sonado con fuerza. El futuro de Lacina Traoré está en manos de la continuidad de Claudio Ranieri.

Últimas noticias

Comentarios recientes