Philippe Coutinho, el "patito feo" del FC Barcelona

El brasileño no es mal futbolista, pero no hay dudas de que nunca ha estado al nivel de un club tan importante como el FC Barcelona

Philippe Coutinho, el patito feo del FC Barcelona Philippe Coutinho, el patito feo del FC Barcelona

Son pocos los futbolistas que han dejado peor imagen que Philippe Coutinho en el FC Barcelona. El brasileño, sacando un par de partidos en la era de Ernesto Valverde, nunca de mostrado estar al nivel de uno de los mejores equipos del mundo, pese a jugar en diferentes contextos, colectivos y posiciones. No se puede culpar a nadie más de su flojo rendimiento, menos a Ronald Koeman que ha hecho todo lo posible para convertirlo en la estrella del equipo en la zona de volantes.

Coutinho es “El patito feo” del conjunto blaugrana. Un futbolista que desentona en el medio del resto porque juega a una velocidad diferente, porque necesita más contactos que el resto para poder marcar la diferencia, si es que consigue hacerlo en algún momento del desarrollo.

Un error más a la lista de Bartomeu

El partido contra el Rayo Vallecano es un ejemplo claro de todo esto. Pese a tener un 88% de precisión en los pases (solo fallando cuatro), el brasileño recolectó 12 duelos individuales perdidos y hasta 15 perdidas de pelota en 74 minutos disputados, un partido terrible solo comparable con el bajo rendimiento de Memphis Depay, quien ha desaparecido después de que muchos lo colocaban como la gran estrella del equipo.

Philippe Coutinho no es mal futbolista, pero no hay dudas de que nunca ha estado al nivel de un club tan importante como el FC Barcelona (donde se exigen cualidades individuales especificas y donde se busca siempre ser un equipo más coral), pese a que su rendimiento en el Liverpool con Jürgen Klopp lo convirtió en uno de los jugadores de la Premier League en su momento.

La salida del brasileño debería ser cuestión de tiempo. El conjunto blaugrana nunca recuperará la –loca- inversión que realizaron en su momento pensando en que se convertiría en el “nuevo Andrés Iniesta” y solo puede esperar poder sacar un poco de dinero por su venta. Un nuevo fracaso que se acumula a la a la larga lista de errores que cometió Bartomeu en su etapa como presidente del Barcelona.

Últimas noticias

Comentarios recientes