Se complica el fichaje de Camavinga por el Real Madrid

El jovencísimo centrocampista ha elegido un nuevo representante y no va a gustar para nada al Real Madrid ya que no hay buenas relaciones con él

Se complica el fichaje de Camavinga por el Real Madrid / Eldesmarque.com Se complica el fichaje de Camavinga por el Real Madrid / Eldesmarque.com

El Real Madrid tiene un problema a la vista a la hora de querer hacerse con Eduardo Camavinga dado que el joven jugador ha decidido firmar con Jonathan Barnett un contrato de representación, un agente que precisamente no se lleva nada bien con el equipo merengue dado su trato a Gareth Bale. El joven centrocampista del Rennes ta fue objetivo del equipo merengue durante el pasado verano pero finalmente las altas expectativas económicas del equipo francés hicieron que se retirasen de la puja, pero sin olvidarse de él.

Según confirma el diario AS, el joven mediocentro estaba buscando un nuevo representante para que llevase sus temas deportivos y un posible cambio de aires y finalmente ha decidido apostar por Jonathan Barnett, un agente que no tiene demasiada afinidad con uno de sus máximos pretendientes. El futbolista francés está dispuesto a escuchar propuestas para cambiar de aires y tras su decisión, ahora será bastante complicado que pueda llegar al Santiago Bernabéu, no es imposible, pero si muy complicado ya que Barnett guarda bastante resquemor al cuadro merengue por como se trató a Bale en los últimos años.

Barnett ha sido el gran azote del Real Madrid en los últimos años, criticando una y otra vez el trato que estaba teniendo el equipo merengue para con su jugador y presionando al máximo para intentar romper su contrato. Tras tantas presiones (y muy mal juego) Bale terminó marchándose cedido al Tottenham y desde entonces Barnett siempre está afirmando que su deseo es no regresar al Real Madrid bajo ningún concepto.

-Es buen momento para sacar a Camavinga a un precio interesante

Durante el pasado verano, el Rennes marcó el precio de salida de Eduardo Camavinga en unos 80 millones de euros pero, dado el pequeño bache de rendimiento que está teniendo en este inicio de temporada, el equipo francés podría comenzar a plantearse una rebaja hasta los 50 millones de euros, una cifra mucho más asequible para los clubes que persiguen al jugador, entre ellos el equipo merengue, quien quiere convertirlo en uno de los fichajes del Real Madrid del próximo verano.

Noticias Relacionadas

Últimas noticias

Comentarios recientes