Mentalidad perdedora: El método Unai Emery

El técnico español vuelve a quedar tercero

Sé que este no es el título exacto del libro que el vasco escribió, creo que me he equivocado poniendo la palabra “perdedora” en lugar de “ganadora”, o quizás sería el mismo Unai el que se equivocaría cuando le puso dicho título, siendo el correcto el que titula nuestro artículo. Bueno… No sé, lo que sí sé es que este entrenador es un chollo para los apostantes en Internet ya que, ante cualquier partido importante, saben que deben de apostar en su contra, que van a acertar.

Imagino que ya se habrán dado cuenta de que mi admiración por este entrenador no es muy alta. Imagino que podrán comprobar con pocas líneas la confianza que me produce este personaje, por supuesto, como preparador de equipos competitivos, no es plena. Imagino que podrán pensar que le tengo manía por sus continuas gesticulaciones en la banda, sus estúpidas ruedas de prensa y sus repetitivas frases “te lo digo to, para no decirte na”… Pues imaginan bien.

¿Pero por qué?

Después de ver el partido de ayer, se repite el fiasco de entrenador que no demuestra en los partidos importantes su fama.

Me viene a la cabeza las distintas temporadas con el Valencia CF. No voy a mirar mucho más allá, porque, realmente, su trayectoria anterior no es mala, al contrario, es cojonuda con dos ascensos en dos equipos distintos. Pero al “hacerse mayor”, es decir, con equipos de primerísima línea y ante partidos importantes en los que hay que ganar o ganar, Unai ha demostrado lo que es, un entrenador correcto, en competición regular, que gana a los que tienen peor equipo que él y pierde con los que son mejores. Sin sorpresas. No es un entrenador que gana partidos, como lo hacen los grandes entrenadores como lo que él mismo se supone que es en su libro, un “entrenador eficiente”. Es un entrenador correcto que, además, pierde partidos en los que no debe sufrir.

A los hechos me remito:

Temporada 2008-2009, Primera temporada en Valencia. Discreto sexto puesto en Liga, discretísima UEFA y peor Copa del Rey ya que cae ante el primer equipo de nivel que recoge en suerte, el Sevilla. Amén de perder la Supercopa de España cuando las tenía todas consigo para poder ganarla, vencido el Real Madrid en el primer partido, 3.2 (De las poquísimas veces que ha ganado a un grande en su trayectoria en el equipo ché). Dos partidos importantes, la vuelta de la Supercopa y la vuelta de los octavos de la Copa del Rey (Sevilla), juego “cagón” y, por lo tanto, palmatoria.

Temporada 2009-2010, aún con los Villa-Silva-Mata en el campo del Mestalla, se clasifica tercero a 25 puntos del campeón de Liga, el Barcelona. Tampoco da la talla en Copa, se deja ganar en Mestalla frente el Deportivo de la Coruña (1-2) y deja escapar una renta de 0-2, en la primera parte en el partido de vuelta, cuando parecía que iba a remontar el equipo ché la eliminatoria. Ni que decir tiene que la UEFA aún fue peor, ni la Liguilla pasó.

Temporada 2010-2011, Correcto en la Liga Regular. En lo que son las eliminatorias de Copa y Champions. Se deja remontar otra vez un 0-2 en Villareal para acabar palmando con un 4-2 y caer eliminado. En Champions, el rival más fácil, el Schalke 04 tenía las horas contadas en octavo. Al final, el equipo alemán fue el que dio buena cuenta en una eliminatoria que fue netamente superior.

Temporada 2011-2012, Otra vez correcto en Liga (a enésimos puntos del primero) y otra vez muriendo al cuando estaba llegando a la orilla, en Copa contra un Barcelona netamente superior, 1-1 y 2-0. En UEFA, semifinales también, 4-2 y 0-1 con los dos partidos perdidos.

Y ya llegamos a esta temporada, sin un equipo como el Valencia por delante, de momento duodécimo en competición doméstica, fuera de la Copa del Rey en Semifinales y con nulas perspectivas de juego.

Apuesten conmigo, en el paro la 2013-2014.

SÍGUEME EN TWITTER: @FutbolEscondido

Últimas noticias

Comentarios recientes