OPINIÓN - Sergio Ramos y el doble rasero

¿Son los árbitros condescendientes con él?

La pasada jornada volvió un debate recurrente que queremos analizar. Tras la entrada de Sergio Ramos a un jugador de Osasuna (muchos pedían la roja y no hubo ni amarilla), desde algunos foros volvieron a denunciar que el madridista tiene una bula arbitral respecto a otros defensas que emplean la misma dureza que él. Al otro lado están sus defensores, que recuerdan que Ramos es el jugador más expulsado de la liga y denuncian una persecución en su contra.

La mayoría de estas opiniones son interesadas. Ramos es un jugador duro, pero no brusco. En su caso la brusquedad se confunde con la imprudencia. Porque sí es un jugador muy imprudente. Seguramente no realice ni la mitad de faltas que Casemiro, pero suelen ser el doble de aparatosas. Sergio Ramos ha tenido durante muchos años la manía de saltar con los brazos y codos abiertos, lo que le ha valido expulsiones que se podía haber ahorrado. Sin embargo, Casemiro sabe perfectamente adaptarse a ese juego subterráneo que le permite ser duro sin llamar la atención.

Incluso los propios madridistas se han llegado a desesperar con las imprudencias del camero, que ha hecho más de un penalti que roza lo absurdo. ‘Lo que te da en un área, a veces te lo quita en otra’, se les ha oído decir a muchos aficionados blancos. Yo diría que el problema no es que Ramos sea excesivamente brusco (hay muchos jugadores peores), pero es cierto que no sabe medir ni disimular, lo que a la larga se ha convertido en un gran perjuicio para él y para su imagen. No existe un doble rasero con Ramos, pero alguien le tendría que hacer ver que sus imprudencias pueden perjudicar a su equipo y desarmar a sus defensores.

Noticias Relacionadas

LA APUESTA del día

Apuesta del día: Liverpool - West Ham / Premier League

Liverpool y West Ham se enfrentarán mañana lunes, a partir de las 21:00 de la noche, para cerrar la jornada 27 de la Premier League

Últimas noticias

Comentarios recientes